miércoles, 1 de noviembre de 2017

Nos vamos a NY!

Bueno, pues se acabó el "Stage 2" y nos vamos a New York!!!
Me recuperé bastante bien del maratón de Berlín, tanto física como anímicamente, y me he tomado estas semanas con calma, sin presión y con mucha ilusión.
Sigo teniendo la idea de correr sin grandes agobios pero me apetece correr y competir un poco en NY.  Quiero acabar contento y satisfecho así que sé que si me dedico a pasear sin correr fuerte, aunque sea al menos media maratón, no estaré contento. Así que ya veremos que pasa.

A la vuelta de Berlín me compré las Saucony Freedom Iso que me han gustado mucho pero no las veo para un maratón. Las he usado casi todo el mes pero he decido no llevarlas el día del maratón y repetir con las Brooks Pure Flow.


Aunque me lo he tomado con calma he entrenado bastante. De hecho he pasado de los 200 km en Octubre. No han sido los 270 de Agosto, pero no está mal. 

Pero lo mejor ha sido recuperarme bien de Berlín y seguir disfrutando de correr. 
Me lo he pasado pipa estos meses preparando dos maratones tan seguidos. Creo que ha sido clave tener una buena planificación, gracias a Fran Carrasco de FISADE Montemar.  La ilusión ya es cosa mía... pero claro tener un dorsal para NY es todo un estímulo. 



Además, una de las tres salidas largas la hice con el mi compañero infatigable Jorge. Me dió mucha pena que se lesionase antes del maratón de Dublín... pero los dos sabemos que nuestro mejor maratón está aún por venir.

He tratado de entrenar con cabeza para hacerlo dignamente y algunas veces me he encontrado tan bien que me han entrado ganas de salir a tope e intentar hacer mi mejor marca allí... aunque otras veces, la mayoría, lo que me pedía el cuerpo era relajarme y correr sin agobios. Tengo claro que no quiero acabar con las malas sensaciones que tuve en Berlín y estar bien contento en la línea de meta. Esta vez toca estar en la fiesta... pero en esta fiesta se corre!!!! 
Mirad que video más chulo manda la organización:


Estos meses he adelantado un poco la hora de salida de los entrenamientos por el calor y la logística familiar. Antes de las 6 de la mañana hacen un programa en radio nacional, El Canto del Grillo, que tiene cosas y entrevistas interesantes y divertidas... sobretodo en contraste con las noticias de las 6!!! Un día fueron un par de periodistas que habían escrito un libro sobre los principios de los años 80 en la música española que me gustó un montón. Cada uno eligió una canción para acabar el programa y yo las he incorporado a mi lista de canciones de entrenamiento porque me han servido de inspiración y creo que nunca las habría elegido para escucharlas mientras hago deporte si no fuese por aquel programa. Son "Solo se vive una vez" de Gabinete Galigari y "Volando Voy" de Camarón de Isla.


Así que volando me voy a NY a hacer mi segundo maratón en 6 semanas porque solo se vive una vez. 

viernes, 6 de octubre de 2017

Maratón de Berlín

Cuando me tocó el dorsal para el maratón de Berlín supe que no podía buscarme una excusa y que era una gran oportunidad para participar en una carrera tan mítica. Lo cierto es que la carrera en si me pareció una pasada pero para mi tuvo un sabor agridulce.

Llegamos el viernes por la noche a Berlin y el lunes salimos a trotar un poco para soltar las piernas. Teníamos el hotel muy cerca de la salida y fuimos a ver el montaje que es espectacular. Nos llamó la atención el frío que hacía porque se nos quedaron las manos heladas.


Después fuimos a la feria a coger el dorsal. Estaba muy bien organizado todo pero el recinto no era muy grande y el ambiente era bastante agobiante. Menos mal que nos relajamos con una cerveza sin alcohol que patrocinaba la carrera.

Por la tarde empezó a llover y ya no paró hasta primera hora de la mañana.
Por la noche preparé y repasé todo el material y dormí muy bien


Bajamos a desayunar a las 6 am y había un ambientazo espectacular en el comedor. Ya no llovía pero había muchos charcos. Parecía hacer menos frío que el día anterior. Yo estuve dudando si ponerme una camiseta interior... menos mal que no lo hice!

Fuimos andando hacia la salida y allí calenté y troté un poco con Wipi.  Quince minutos antes de la salida me despedí de Wipi y metí en mi cajón de salida. Empecé a ponerme nervioso. Entonces empezaron a poner mensajes en todos los idiomas y testimonios de los primeros ganadores del maratón con imágenes de cada año... y se me saltaron las lágrimas. Y pam! la salida... empezamos a andar hacía la línea de salida y yo seguía llorando de la emoción... así que traté de centrarme, miré el reloj, le di a comenzar y empecé a correr.

Solo se oía la música y los aplausos así que fue fácil meterme en faena. Mirad que pasada:


Desde el primer momento noté que hacía mucho calor y mucha humedad. Antes del primer km me quité las gafas porque se empañaban y antes del segundo me quité los manguitos y ya no me los puse... menos mal que no me había puesto la camiseta interior!

Para mi un maratón son 3 bloques de 14km y en el primero debería ir sobrado y casi frenando para no pasarme de rápido. Esta vez no fue así porque me notaba un poco justo para mantener la media de 4min:30 que quería hacer pero tampoco me notaba agobiado. Además, sobre el km 6 empezó a llover y noté bastante menos calor. Acabé los primero 14 km bien de tiempo y de fuerzas.

Los segundos 14 km son para mi en los que tienes que mantener esa media y mantenerte fuerte para el final. Seguía lloviendo y me encontraba bien. Me empecé a acordar del maratón del IM el año anterior en Mallorca en el que solo pensaba "Aguanta, aguanta...." y ahora yo me decía a mi mismo "Vamos, créetelo, puedes mantener este ritmo". También me di cuenta de la enorme diferencia de correr en un IM, después de los 180 km de bici, o hacerlo en un maratón en el que buscas ir a tope todo el rato. Pasé la media maratón en 1h:34, muy bien.

Entonces pasé el km 28 y vi que iba muy bien de tiempo incluso un poco más rápido de lo previsto porque pasé en 2h:05. Pensé que los de la élite ya habrían entrado en meta e igual había nuevo record del mundo.... aunque luego supe que 2 de los 3 favoritos había abandonado y no se batió el record.

Pero para mi a partir del km 28 empezó el calvario.
No sé como describir la sensación de la vacío o agotamiento que sentí. Fue como pesar 200 km de repente. Yo seguía diciéndome "Vamos, vamos... créetelo"... pero no podía más. Traté de dar pasos más cortos, levantar las rodillas, respirar mejor... pero estaba agotado.

Crucé el km 30 y el reloj me marcó una media de 5:00. Estaba claro, había reventado. Ahí nos sacaron esta foto:


Desde ahí pasé un auténtico calvario viendo como era incapaz de correr como me gusta. Solo miraba el reloj cuando me avisaba por cada kilómetro y al ver la media me quedaba claro que las malas sensaciones eran acordes a la velocidad que llevaba. Mi ilusión de hacer mi mejor marca se iba al garete... y solo pensaba en acabar. Recuerdo el dolor en las piernas. Entonces cambié todos mis pensamientos por "vamos, un poco más, un poco más....". Tengo el mal recuerdo de notar como me adelantaba todo el mundo, salvo los que iban andando. Me adelantó el grupo que iba con el globo de 3h:15 cerca del km 38...

Un parte de mi tenía ganas de parar y andar pero la otra sabía que éso no iba a servir de nada y que era mejor seguir corriendo a cualquier ritmo. "Andar no!! Hasta la meta.."

Tras varios giros por la calles del centro enfilamos la avenida que va a la puerta de Branderburgo. Había visto mucho vídeos que la gente cruzando en el maratón y en su momento pensé que me haría mucha ilusión cruzarlo a mi pero estaba tan agotado que solo pensaba en cruzar la meta.

Eso sí las fotos de la organización son chulísimas. Esta vez no sonrío en ninguna foto:


Y después 200 metros hasta la meta que se me hicieron interminables.
Traté de buscar a Wipi pero no la ví. 


Levanté los brazos hice la W:

Crucé la meta y quería llorar pero estaba tan agotado que solo pensaba en apoyarme en algún parte.
Tiempo real final 3h:16


En seguida veo a Wipi que ha conseguido pasar a la zona de corredores. Me ve tiritando y me da el chaleco. Cojo la medalla y me hace esta foto:


Después de las primeras sensaciones de fracaso y agotamiento me voy relajando y saboreo un poco lo que significa acabar un maratón. Mi séptimo maratón. Esto es muy duro y yo ya lo sabía. Había venido a Berlín a intentar batir mi marca personal y para eso tenía que arriesgar. Arriesgué y perdí. Ahora puedo decir que estoy contento de haberlo intentado y haber sido valiente. Estaría más contento si me hubiera salido mejor pero eso no lo tenía garantizado.

He disfrutado mucho preparando este maratón aunque no tanto el día de la carrera. Eso si, me siento afortunado por haber podido participar en esta prueba tan mítica y haber competido con ganas. Además, tengo la suerte de tener el apoyo e ilusión de Wipi que lo hace todo especial; hasta colarse en la zona de corredores de la meta y salir en las fotos oficiales!! Vaya crack!


Me he recuperado muy bien físicamente y ya he empezado a correr. Tengo 5 semanas para recuperar, pegar un poco de calentón y correr el maratón de New York. Este sí que me lo voy a tomar con calma y para disfrutar de la carrera. Llevaré la Go-Pro y saborearé los 42 km. 

No voy muy allá con mis estimaciones para el reto de las 9h en 2017: 2h:09 en Tabarca + 3h:16 en Berlín suman 5h:25 así que tengo que hacer el maratón de NY en menos de 3h:35. Esto sí que lo veo factible ... pero ya veremos.

Seguro que habéis oído y leído muchas frase hechas sobre correr. Yo os recomiendo que las hagáis vuestras y, también, que hagáis un maratón. Para mi es una experiencia vital chulísima. Una de mis frases favoritas es "la vida es un maratón no un sprint" y lo pienso cada día. También  pienso que soñar está bien pero que hay que trabajar para que los sueños se hagan realidad. Por eso me encanta la canción "No time for dreaming" de Charles Bradley. La noche antes del maratón me estaba tomando un plato de espaguetis cuando me llegó un mensaje de mi hermano diciendo que había muerto Charles Bradley. Vaya pena!! y que causalidad.

La próxima crónica será del maratón de New York. 
Esto es un no parar.
Lo siento pero no tengo tiempo para soñar


sábado, 9 de septiembre de 2017

Fin de la preparación para el maratón de Berlín

Pues hasta aquí ha llegado mi preparación para el maratón de Berlín.
Agosto se me ha hecho durísimo y estoy encantando de que haya cambiado un poco el tiempo porque el calor me lo ha hecho pasar mucho peor de lo que pensaba.

Creo que he conseguido hacer el volumen de entrenamiento necesario para un maratón aunque las series de potencia no las he podido hacer casi nunca porque el calor no me dejaba acabar casi nunca. Por primera vez en mucho tiempo he parado de correr para descansar porque sentía que me iba a dar algo... Pero eso si, he disfrutado en las salidas largas. Me lo he pasado pipa y he llegado a tener esa sensación de "esto lo puedo hacer" tan necesaria antes de una reto duro.

He hecho tres buenas salidas largas, de 28, 32 y 34 km, que me han dado la confianza de que el "kilometraje" necesario para aguantar un maratón está hecho:


De hecho completé el reto de 200 km de Agosto de Strava el día 20 y acabé el mes con 270 km!!! Nunca había corrido tanto!! De hecho, hice más km corriendo que en coche...


He seguido haciendo todos los entrenamientos por la mañana


Incluso los días que llovió.
Me he pasado dos meses quejándome del calor así que no iba a quedarme en la cama el día que salió malo... no?

He cumplido el plan de Fran Carrasco para mi preparación del maratón, incluso a pesar de haber hecho 13 guardias en Agosto y un par de viajes ...


Creo que estoy preparado.
Si hago caso a mis predicciones y a los entrenamientos estaré cerca de las 3h:10 min... si todo sale bien. Un maratón es un tema serio y puede pasar de todo.




Estoy enganchadísimo al último disco de Gregg Allman. Esta vez el último si que significa que no habrá más ya que falleció poco después de acabar de grabarlo. De hecho lo grabó sabiendo que su tumor hepático había vuelto y se había extendido por lo que no le quedaba mucho... e hizo esta pequeña obra de arte que se llama Souther Blood. "Road is my only true friend..." se ha convertido en mi himno este verano en el que hecho tanto kilómetros de carretera!
Gracias Gregg!!



Y por último, como no, un poco de Gov´t Mule. "Dreams and Songs" podría ser mi otro himno!!!

jueves, 10 de agosto de 2017

Preparar un maratón en verano


El martes siguiente a la travesía de Tabarca empecé los entrenamientos específicos para el maratón de Berlín. Ahora que he acabado el primer mes voy a hacer un pequeño repaso de la preparación de un maratón en verano y con esta ola de calor permanente!!! De hecho yo creo que esto no es ola de calor sino, más bien, "Hola Calor" ... y vamos a seguir así hasta mediados de Septiembre.

Eso si, me encanta correr y me encanta tener un buen objetivo. 
Para mi la preparación para cualquier prueba es casi mejor que la prueba en si misma. "Lo mejor es el camino" es una de esas frases hechas que reconozco como de las buenas y de las que sí dicen la verdad. No me está afectando mucho el calor aunque ya empiezo a pensar que si entreno durante dos meses a más de 27 grado siempre y luego el día del maratón estamos a 18-20 voy a flipar.... o al menos eso espero. 

Si para mi la alimentación es fundamental en la preparación de un maratón para llegar bien de peso con este calor me he dado cuenta de que puede ser un punto crítico. Me he vuelto a pesar y en las dos primeras semanas de entrenamiento volví a a estar en mi peso. Eso sí, también me he pesado alguna vez después de los entrenamientos largos del fin de semana para ver cuanto líquido peso más o menos y he flipado. Mirad esta foto después de haber corrido 21 km:



Esto me viene bien para darme cuenta que debo beber más de 1L de agua con sales!!! Sigo usando el recuperador de 226ers que me sienta de maravilla.

Estoy tratando de beber más de lo normal y aumentar el número de piezas de fruta. Me he comprado una batidora nueva superpráctica (Russell Hobbs) y me estoy haciendo muchos batidos. Como este con sandía, pera, pepino y zanahoria:
Los fines de semana estoy comiendo mucha quinoa con verduras:

Y como el verano pasado, casi todas las noches la ensalada me la hago con algas, tomate y lo que pille. Me sientan muy bien las algas porque se digieren mejor que la lechuga. Además, tienen menos grasa y más proteínas. Esto fue un gran consejo de Joaquín Baeza, no dejéis de ir a su restaurante Baeza y Rufete para disfrutar de la comida!!!

Me he dado un pequeño capricho y me he comprado unas zapatillas nuevas. Ya había visto estas New Balance pero cuando me llegó el anuncio de las Rebajas en NB no puede resistirme. Aquí están las NB Hanzo!!! Son unas zapatillas homenaje a uno de los más míticos Ninjas de Japón. Me ha costado un poco hacerme a ellas pero ahora ya las estoy disfrutando como zapatillas minimalistas con 4 mm drop:


Tengo 12 guardias en Agosto así que no va a ser fácil cumplir con los entrenamientos pero voy a intentarlo. He retomado el hábito de ir corriendo a trabajar y luego volver igual a casa. Me encanta este plan; prefiero desayunar en casa pero esta es una buena solución para hacer muchos kilómetros en un día:
Ida
Vuelta


Me veo que voy a entrenar este maratón casi al 100% de madrugada por el calor...  es lo que tiene vivir en Alifornia!!! No me canso de estos amaneceres


Además voy a entrenar mucho con mi amigo Jorge que correrá en Dublín un mes después que yo en Berlín y ya está dándole caña al tema:

Las salidas largas las voy a hacer casi siempre en Domingo. Las primeras las he hecho saliendo a las 6 am para evitar el calor y me ha funcionado. Acabo hecho migas pero muy satisfecho: esto es prepara un maratón!!!

Y también quiero hacer al menos una sesión de ejercicos de fuerza a la semana.... o en casa o en Montemar:



Y he aprovechado para correr en Barcelona bajo una tormenta de verano espectacular:

Y en Amsterdam con Wipi:



Para acompañarme en este época de tanto entrenamiento estoy escuchando y buscando música que me motive. He tenido la suerte de que justo sacasen nuevo disco algunos de mis grupos favoritos. Además, el suicidio (otro más) de Chester Bennington, cantante de Linkin Park,  me dejó bastante transtocado, sobretodo al leer la historia de su vida. Pero bueno, si tengo que elegir 3 canciones que resuman mis entrenamientos son estas:
1. Jason Isbell "Last of my kind". De las mejores letras que he escuchado en años, a la altura de Lou Reed y otros grandes, con una melodía perfecta

2. Cualquiera de las canciones del disco nuevo de Gov´t Mule, las he escuchado cientos de veces ya! Me encanta esta porque me parece un fantástico homenaje al Folk Americano y los Greatful Dead... y tiene una letra bonita con esas guitarras de Warren Haynes que chiflan...

3. "Bleed it out" de Linkin Park. Este grupo nunca me gustó mucho pero este temazo rockero me ha acompañado muchas veces y lo he reincorporado a mis entrenamientos.



Me encanta correr.
Me encanta el maratón.
El maratón es correr.
Correr bien y correr mucho.
Me quedo con la frase de Emil Zapotek, "La locomotora humana" y campeón olímpico de maratón, 5000 y 10000 metros: "Si te gusta correr, sal  y corre unas millas pero si quieres una vida diferente corre un maratón".
Me encanta esa vida y esa mentalidad así que vamos allá!!!

lunes, 17 de julio de 2017

Mi visión de la travesía Tabarca 2017




Pues llegó el gran día en el que volvía a una gran competición.
Para mi  la travesía Tabarca- Santa Pola es una competición de las grandes.
Desde el IM de Mallorca había hecho algunas carreras y yo me emociono siempre que me pongo un dorsal pero hay que reconocer que algunas competiciones tienen un nivel y unos medios superiores; y para mi esta travesía tiene un alto nivel.

En los dos últimos meses me había preparado específicamente para esta prueba y había disfrutado mucho. Había conseguido recuperar la alegría en el agua y encontrarme fuerte y positivo tanto física como mentalmente. Yo creo que en todos los periodos en los que estás entrenándote para  una carrera hay un momento en el que te sientes preparado y empiezas a pensar que lo puedes hacer bien; llega un punto en el que crees en ti.

Esta vez lo volví a experimentar unas semanas antes de la travesía y es un sentimiento muy bueno y lo que da sentido a los madrugones, el cansancio, las agujetas, los entrenamientos… Para mi, lo mejor de hacer estas grandes pruebas es plantarte en la meta con esa fuerza y esas ganas para hacerlo bien. Y creyendo en ti.


Yo me planté en Santa Pola a las 5:50 am con muchas ganas de hacer una buena travesía y bajar de 2 horas. El ambiente era buenísimo y enseguida me empecé a encontrar con un montón de gente.

Esta vez volví comer pasta el día antes. En las últimas pruebas había comido garbanzos y alubias pero entre el calor y el poco tiempo libre que tuve el sábado me hice un platazo de tallarines carbonara y me guardé unos poco tallarines para mezclarlos con la ensalada de la noche.

Despertador a las 4:30 y desayuno de café con tostadas de mermelada, acompañadas del nuevo disco de Jason Isbell and 400 Unit!!! así se empiezan los grandes día.

Aparqué cerca de la meta y me pegué un paseito de 15 minutos hasta la zona de recogida de los dorsales. Todavía era de noche cuando aparqué y no se oía nada. Fui andando por el paseo y noté que me encontraba muy relajado ... pero con unas ganas locas de que echarme al agua y nadar!! Me fui encontrando con gente ya desde el paseo...

Recogí la bolsa con el el gorro, y la boya y dejé mi bolsa para la meta. Seguí saludando a gente y me metí en la tabarquera con Jorge e Iván. Llegar a Tabarca al amanecer era uno de los recuerdos más chulos que tenía de esta travesía en 2013 y esta vez fue parecido. Nada más bajar de la tabarquera perdí a mis compis así que fui a mi bola. Me puse la boya y la vaselina. Dejé la bolsa y me tiré al mar a calentar. Debía nadar solo unos 5 minutos pero lo hice a tope con la idea de calentar bien.

En seguida nos sacaron del agua y nos metieron en la zona de salida. Ahí me encontré con Fede y esperamos juntos a la salida. Que alegría compartir con él esos minutos tan emocionantes!

Dieron la salida y me empecé a agobiar con los empujones y codazos así que me fui andando hacia un lateral y metí en el agua alejándome de todos. El agua parecía estar muy tranquila pero no cabíamos todos!!! Me fui alejando hacia mi izquierda para evitar los golpes y los tapones y encontré mi hueco poco a poco. Mirad que pasada de fotos en la salida:


Me había programado el reloj para que me avisara cada 500 metros y si quería bajar de las 2h tenía que hacer cada parcial por debajo de los 10 minutos. Con los ritmos que había estando entrenando en la piscina pensaba que lo podía hacer de sobra y quería hacer cada parcial en 9:10. Tampoco quería obsesionarme con los tiempos pero si quería ir al tanto.

Pasé el primer parcial de 500 metros en 9:21 y pensé que las cosas iban bien.
Ya había cogido mi ritmo y empecé a respirar cada 4 y cada 3 brazadas. Había entrenado esto con Mika y por mi cuenta con la idea de mantener el cuerpo recto en el mar. Hice los siguientes 500 metros así y cuando pitó el reloj vi que los había hecho en 10:21...  me desanimé un poco porque pensé que estaba nadando bien y fuerte. Así que decidí volver a respirar cada 3 brazadas y subir un poco el ritmo pero ya me di cuenta de que el mar había empezado a moverse. Empecé a notar algunos saltos y que me alejaba del resto de nadadores. Pitó pero el reloj y vi que el parcial había sido casi igual. Estaba nadando fuerte y adelantado a gente todo el rato pero creí que no podía ir más rápido y aguantar los 4,5 km que me faltaban aún.

Así que decidí nadar lo mejor posible, manteniendo la tensión y la fuerza pero no más rápido porque sabía que no acabaría. Me siguieron saliendo parciales de 10: 30 aproximadamente.
En el km 3 había un barco con avituallamiento pero yo decidí no parar. Me había llevado un gel por si acaso pero me encontraba bien.

A partir del km 3,5 noté mucho las olas y los golpes del mar. Me sentí raro porque estaba dándole fuerte pero ningún parcial bajaba de los 10 minutos. Me concentré en mover bien las piernas, estirarme bien, volví a respirar cada 4 y 3 brazadas...  y seguía adelantado a gente.

Pasé el km 5 y noté que estaba muy cansado pero que había encontrado mi ritmo. Todos los parciales habían sido parecidos pero yo ya estaba con el piloto automático y sabía que ese último kilómetro lo tenía que hacer como fuera pero bien. Empecé a ver la costa y muchas más boyas.

El agua se volvió mucho más turbia y eso me no me gustó nada. Fue como si se hiciera medio de noche, como perder la referencia de las baldosas del suelo cuando corres... Y Dios mío qué largo se me hizo ese último kilómetro!!! Veía las urbanizaciones de la costa pero siempre igual de lejos...

Últimos 500 metros y la playa sigue pareciendo igual de lejos.
Empiezo a notar esa respiración desesperada por el cansancio y las ganas de acabar.
Así que me digo a mi mismo "dale a tope para acabar de una vez" .
Busco el mayor cadencia en los pies y la menor en los brazos para estirarme lo máximo posible. Me arden los dorsales y el hombro izquierdo, los gemelos... y las urbanizaciones no se acercan... pero sigo y sigo. El fondo está tan turbio que no tengo ni idea de lo rápido o lento que voy... pero sigo

Y entonces empiezo a ver gente que se pone de pie.
Están un poco lejos aún pero no pueden quedar más de 100 metros. Y sigo. Me arden los gemelos, los hombros, los dorsales y cada 3 brazadas respiro casi como un tenista con cada golpe.... y de repente veo que las personas de mi alrededor están de pie.

Me pongo de pie y le choco la mano al tío que tengo al lado.
Nos damos la enhorabuena y los dos decimos a la vez "joder, vaya mareo"... así que nos reímos y salimos dando saltos del agua. Miro el reloj y lo paro en 2h 6 minutos 57 segundos. Se me va un poco de la sonrisa de la cara y le choco la mano a la gente de la orilla y los nadadores que entramos a la vez. Cruzo la meta y levanto los brazos. Cada meta hay que celebrarla y yo siempre lo hago con los brazos en alto

Entrego mi chip y mi boya y me quedo un rato debajo de una de las duchas pensando "¿que ha pasado macho? con lo bien que has entrenado....". Subo las escaleras hacia la carpa y tengo la sensación de que me voy a caer así que me siento en una silla y fijo la mirada en un cartel de Coca-cola.... y me funciona. En unos minutos me levanto y voy directo a por la Coca-cola y la sandía que entrar de maravilla!!!

Empiezo a encontrarme con gente y todo el mundo dice que lo pasado mal con el mar. Eso me consuela un poco al menos. Cada uno tenía su objetivo.... pero lo importante es que todos estamos en Santa Pola tomando sandía!! Enhorabuena a todos!!! Y enhorabuena a la organización!!! Da gusto ir a esta travesía. Para esta travesía es una gran competición en parte porque te lo hacen sentir en cada momento. Desde que recoges del dorsal hasta que sales de la carpa de la meta notas que estás en una super prueba y eso solo no notas en los maratones, en los IM y en las carreras Kult






No cumplido en la primera de las 3 pruebas de mi reto de 9h pero creo que aún tengo margen para hacer dos maratones en 6:50 minutos



Y ahora a pensar en el maratón Berlín!!
Seguimos!
No hay tiempo para soñar
No time for dreaming